La prelectura

Músicos de BremenLos niños y las niñas aprenden a leer mucho antes de conocer de manera sistemática el código alfabético.

Una de las principales actividades a través de la cual inician el contacto con la lengua escrita, es la escucha de textos por parte de una persona mayor.

Si bien es posible leer para los niños y las niñas cualquier tipo de texto, siempre y cuando sea adecuado a su edad e interés, es conveniente iniciar con la lectura de cuentos; cuando los niños y niñas ya están acostumbradas a escuchar cuentos e historias, podremos combinarlas con la lectura de noticias, de textos informativos, instruccionales, etc.

Cuando leemos en voz alta para nuestros estudiantes, modelamos la lectura, es decir somos el ejemplo de cómo se debe leer.

La lectura oral por parte del docente, produce muchos aprendizajes; además de vivenciar la experiencia de leer un texto completo: aprenden a hacer predicciones, anticipaciones, tienen contacto con las características del texto y de los libros; desarrollan vocabulario, reconocen la secuencia de los hechos, desarrollan la representación mental de los personajes y de las situaciones narradas, etc.

Para llevar adelante esta estrategia, es necesario pasar por un momento de PLANIFICACIÓN DE LA ESTRATEGIA, en el que debemos primero:

  • elegir el cuento, la fábula o la leyenda que nos parece interesante y adecuada para nuestros estudiantes;
  • leer y releer el texto varias veces para nosotros mismos, para ensayar una lectura fluida y amena, practicando las pausas necesarias, los cambios de expresión y los gestos requeridos para una buena comprensión;
  • luego debemos planificar las diferentes etapas de esta estrategia en sus tres momentos.

AliciaPRELECTURA. Este momento del proceso tiene un fuerte componente motivacional. Su objetivo, es lograr la inmersión del niño y la niña en el tema de la lectura, activando sus conocimientos previos.

Un segundo objetivo es desarr ollar las destrezas de:

  • formular preguntas (Interrogar al texto);
  • formular suposiciones sobre la lectura (predicciones);
  • establecer el propósito de la lectura;
  • identificar, precisar, adquirir o reforzar el vocabulario de la unidad.

Los gráficos que ilustran la portada o su título hacen referencia al contenido del cuento, esto posibilita que el docente trabaje la predicción, con preguntas como: ¿De qué creen que se tratará el cuento?, ¿Por qué?, etc. Se debe procurar que los niños y niñas argumenten lógicamente sus opiniones.

Es importante registrar estas predicciones en papelotes o en el pizarrón para luego, al finalizar su lectura, comprobarlas y reconocer quién se acercó más al tema del cuento.

Preparándonos para la lectura

  • Alicia en el país de las maravillasElegimos un cuento, fábula o leyenda que nos parezca interesante para los niños y niñas. Seleccionamos el texto que les vamos a leer, teniendo en cuenta la edad, los intereses y gustos de nuestros alumnos. También tendremos en cuenta los valores que comunica el texto y consideraremos el tiempo que nos ocupará realizar la lectura.
  • Primero leemos el texto para nosotros mismos, en forma silenciosa.
  • Volvemos a leer, esta vez, en voz alta y practicando las pausas necesarias en la lectura, teniendo en cuenta la puntuación.
  • Ensayamos también la entonación que daremos a la lectura, teniendo en cuenta los signos de interrogación y de exclamación. Imaginamos a los personajes y hablamos como creemos que ellos hablarían: sonreímos, cantamos, gritamos, cuando la narración lo necesite.
  • También probamos, frente a un espejo, los cambios de expresión y los gestos que realizaremos con el rostro.
  • Pensamos en cuál puede ser el lugar más adecuado para realizar la lectura; puede ser en el aula, o fuera de ella, en algún lugar en el que todos podamos estar cómodos.
  • Pensamos de qué manera mostraremos a los niños las ilustraciones o imágenes del texto, dependiendo de si disponemos de libros gigantes, de textos para cada niño y niña, o si tendremos que preparar algunas láminas.
  • Pensamos y escribimos las posibles preguntas que realizaremos a los niños antes, durante y después de la lectura.
    • Para antes de la lectura, prepararemos preguntas para que los niños puedan imaginar cuál puede ser el contenido del texto que se leerá. Por ejemplo:
      • Miren la tapa de este libro. ¿Qué ven? ¿De qué creen que se tratará este cuento?
    • Las preguntas que prepararemos para realizar durante la lectura deben ayudar a los niños a imaginar lo que sigue en el texto. Se trata de que invitemos a los niños a decir qué piensan que pasará después. De esta manera, los ayudamos a mantener su interés y a involucrarse en el texto. Por ejemplo:
      • ¿Qué creen que pasará después?
      • ¿Qué creen que hará el personaje para solucionar ese problema?
    • También, pensaremos en preguntas que permitan clarificar las dudas que puedan tener los niños en relación al texto leído. Por ejemplo:
      • Aquí dice que el lobo quería preparar un ‘estofado’. ¿Saben lo que es un ‘estofado’?
    • Huevo de oroPara después de la lectura, podemos plantear preguntas de comprensión, que pueden ser sobre:
      • los personajes que aparecen en el texto leído,
      • dónde ocurre lo relatado,
      • qué problemas se presentan,
      • cómo se solucionan los mismos.
    • También debemos ayudar a los niños a que establezcan:
      • las relaciones de causa-efecto o antecedente-consecuente
      • la secuencia en la que ocurren los hechos del relato, y
      • a que expresen sus propias ideas y opiniones sobre los temas tratados en el texto leído.
  • Pensamos y preparamos las actividades complementarias a la lectura del texto que propondremos a nuestros alumnos.
  • Seleccionamos algunas palabras importantes en el texto (el nombre de un personaje, unas palabras mágicas, el nombre de un lugar, etc.) que utilizaremos posteriormente  para trabajar la apropiación del código alfabético por parte de los más pequeños.